info@ecuadoraldia365.com
  3 min read

Para el 8 de enero serían llamados los asambleístas de Pachakutik para aclarar discrepancias

Para el 8 de enero serían llamados los asambleístas de Pachakutik para aclarar discrepancias

La división de la bancada Pachakutik continuará por lo menos hasta el 8 de enero, cuando el coordinador nacional de ese movimiento político, Marlon Santi, espera reunir a los 25 legisladores para evaluar su accionar y aclarar las discrepancias internas.

Las pugnas internas de Pachakutik se desbordaron con el trámite del proyecto urgente sobre Desarrollo Económico y Sostenibilidad Fiscal y la votación sobre el informe de la investigación realizada por la Comisión de Garantías Constitucionales respecto a los denominados Pandora Papers, en cuyas conclusiones se recomendó la destitución del presidente de la República, Guillermo Lasso; pero no todos de esta tienda política estaban convencidos de apoyar esto.

Esos temas rompieron al bloque en dos bandos. Uno compuesto por nueve legisladores que son afines al presidente de la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie), Leonidas Iza, y que en el interior del Legislativo lo lideran Mario Ruiz, Salvador Quishpe, Darwin Pereira y Mireya Pazmiño, quienes se autodenominaron “rebeldes”.

El otro sector está dirigido por el jefe de la bancada, Rafael Lucero, quien junto con Marlon Santi, coordinador del movimiento, mantienen la tesis del diálogo con todos los sectores políticos e incluso con el sector oficialista para la aprobación de leyes y el cumplimiento de la agenda programática suscrita con la Izquierda Democrática.

Los voceros de ambos sectores coinciden en algo: que estas disputas internas de Pachakutik no afectarán los acuerdos entre las dos fuerzas políticas, que se mantienen desde mayo pasado.

En medio de las fricciones internas por el control de la bancada, el presidente de la Conaie, Leonidas Iza, intentó aplicar justicia indígena a catorce legisladores que a su criterio causaron daño, que demostraron actitudes antiéticas, incoherentes y deslealtad con el proyecto político e ideológico del movimiento indígena.

Del grupo de convocados, solo el legislador Segundo Chimbo acudió al llamado y aclaró que no fue ortigado, como se había anunciado; que simplemente fue una rendición de cuentas ante la estructura organizacional del movimiento indígena.

Que la reunión fue bastante buena y saludable, que le recomendaron cumplir con el plan de trabajo y que debe estar pendiente del territorio trabajando e informando, demostrando que se puede defender la tesis de que, si hay proyectos de ley en beneficio de los ecuatorianos, habrá el apoyo; pero que no sea cómplice de leyes privatizadoras y neoliberales que vengan del Gobierno.

El asambleísta Darwin Pereira, quien también es el secretario general del movimiento, reveló que inicialmente se tiene previsto que el bloque de Pachakutik se reúna el 8 de enero próximo en un comité ejecutivo nacional que deberá ser convocado por Marlon Santi.

Pereira, quien forma parte del grupo de legisladores rebeldes y que no apoyan la coordinación de Rafael Lucero, dijo que están exigiendo a Marlon Santi que convoque al comité ejecutivo para resolver este problema del bloque y del comité respecto a la línea que seguirá la bancada de Pachakutik frente al Gobierno desde la Asamblea Nacional.

Indicó que la división continúa, pues hasta el momento nadie ha puesto orden en la bancada para votaciones clave: “Nos han dejado a la buena de Dios, pues en las últimas sesiones del pleno entrábamos sin una reunión previa y posición clara; y, al parecer, era ese el propósito, de dejarnos sueltos para que muchos compañeros empiecen a votar con el Gobierno de forma solapada”.

El acuerdo con la Izquierda Democrática no peligra, aseguró Pereira. Lo que falta es que Pachakutik tenga una definición clara frente al trámite de las leyes del Ejecutivo.

Ricardo Vanegas, legislador nacional, también reveló que el coordinador nacional de Pachakutik convocará a los asambleístas de la bancada a una reunión en la que se analizarán varios puntos, que deberán ser consensuados.

Indicó que 16 de los 25 asambleístas han venido cumpliendo con las disposiciones dadas por el consejo político de la bancada, pero también hay un grupo de nueve asambleístas que quieren llevar al bloque hacia otra línea y pretenden, siendo minoría, imponerse ante la mayoría, y venden un discurso equivocado de que los 16 legisladores apoyan al Gobierno de Guillermo Lasso.

Lo que no se sabe es qué quieren los nueve legisladores que se autodenominaron “rebeldes”. “Yo no tengo claro hacia dónde quieren ir. Respeto mucho los lineamientos de la Conaie y las orientaciones que puede dar Leonidas Iza, pero debe entenderse que Pachakutik es una organización totalmente autónoma, aunque es un brazo político de la Conaie, pero tenemos nuestro propio órgano de gobierno y está compuesto no solo de indígenas, sino también de mestizos”, anotó.

Press ESC to close.

© 2022 Ecuador al día 365.

You've successfully subscribed to Ecuador al día 365
Great! Next, complete checkout for full access to Ecuador al día 365
Welcome back! You've successfully signed in
Success! Your account is fully activated, you now have access to all content.
Success! Your billing info is updated.
Billing info update failed.
Your link has expired.